VALORES

El cliente empresario quiere tener un grupo de profesionales de alto nivel que no solo le apoyen y defiendan ante cualquier conflicto que le pueda surgir, quiere tener un asesoramiento y gestión  integral para su empresa y, principalmente, preventivo, quiere que su abogado-consultor se anticipe a sus necesidades, quiere que, además, pueda servirle de ayuda para buscar nuevas vías de desarrollo para su empresa, quiere, en definitiva, que se implique en sus objetivos y en su misión. Este es el fundamento sobre el que basamos la estrategia comercial de nuestro proyecto.

Consortium Abogadis es una firma que cuenta con profesionales de la abogacía orientados a ayudar al cliente y capacitados para detectar las necesidades de sus clientes e incluso a adelantarse a las mismas;  abogados con perfil comercial en atención a esta nueva visión del profesional del Derecho que demanda la sociedad de hoy.

Los clientes valoran el “qué” del servicio, y el “cómo”, la experiencia del servicio. A menudo la experiencia del servicio es tan importante como el servicio en sí mismo. El trato recibido consolida o rompe relaciones profesionales.

Consortium Abogadis:

Abogados con perfil comercial

Las características más valoradas por nuestros clientes son:

1.- Cualificación y profesionalidad

2.- Tranquilidad

La tranquilidad es la principal característica que valoran los clientes de una firma de servicios profesionales. Si la firma les da tranquilidad, los clientes seguirán confiando en ella. Por ello, nosotros tomamos como uno de los ejes  en los que se centra nuestra labor profesional, la “tranquilidad para el cliente”. Esto engloba la percepción de que puede confiar en los profesionales del bufete, la capacidad de los abogados de prevenir eventualidades y dar soluciones creativas (con integridad, dentro de la legalidad), la prudencia (expectativas realistas), la fiabilidad del desempeño (resultados), la experiencia acumulada en casos similares y una marca conocida y reconocida por su calidad.

La honradez, la modestia y la discreción (secreto profesional) también son características muy valoradas por nuestros clientes.

3.-Trato óptimo y preferente

Mantenemos con el cliente una relación individualizada, personalizada, una relación basada en el respeto mutuo.

Gestionamos bien la percepción del cliente: escuchándolo, conociéndolo, entendiendo sus necesidades, recordándoselas. Igualmente y siguiendo con la filosofía del despacho tratamos al cliente con interés y cordialidad, de esta manera, el cliente se siente cómodo tratando con nuestro despacho al que hacemos “su firma de abogados y consultores”.

4.- Accesibilidad

Accesibilidad para el cliente, y el cumplir lo prometido. Por ejemplo, llamar al cliente cuando le hayamos dicho que le llamaríamos; responder en un plazo razonable los mensajes de correo electrónico;  y  en ausencia por viaje le daremos al cliente alternativas de servicio.

La calidad del abogado-consultor como persona es tan importante como su calidad profesional.

5.- Servicio rápido

Pensamos en  el cliente como figura imprescindible para la vida profesional del despacho, de tal manera que sin clientes no hay despacho,  manteniéndolo siempre asesorado con interés y entusiasmo, proporcionándole  un servicio rápido, que no precipitado, pues la calidad requiere su tiempo.

6.- Comunicación

Informamos y comunicamos con claridad, creándose una  relación profesional de confianza mutua, entre cliente y profesional. En servicios profesionales es prioritario llevar a cabo actividades de comunicación que demuestren la capacidad de los profesionales de una firma.

7.- Operatividad internacional

La capacidad de crear una red internacional de contactos o alianzas bilaterales no depende del tamaño de un despacho, depende de la voluntad y la habilidad para tenerlas. No podemos suponer que los clientes no necesitan esa operatividad, en un mundo en el que, cada vez más, los clientes esperan de sus asesores jurídicos operatividad a escala internacional. Nuestros clientes saben que  cuentan con nuestra capacidad y profesionalidad para ayudarlos asesorándolos en sus inversiones o negocios, pues las oportunidades afloran y no se pueden dejar escapar.

8.- Asesoramiento eficaz sobre inversiones

Los clientes valoran cada vez más el papel del abogado no sólo como jurista sino también como asesor de inversiones, un profesional que les plantea y crea oportunidades. La capacidad de asesorar en inversiones atrae a clientes potenciales, tanto particulares como empresas.

9.-Honorarios

Por supuesto, el precio de nuestros servicios también es valorado. Es percibido por nuestros clientes como justo. No obstante, evitamos en buena medida competir en precios, algo que desanima y desgasta a cualquier profesional.

Nuestra filosofía en relación a los honorarios se basa en el ajuste a la capacidad económica real del cliente, ofreciéndole diferentes opciones de pago, pero con remisión a las tarifas recomendadas por el Ilustre Colegio de Abogados de Las Palmas en todo lo referente a los servicios jurídicos.

Consortium Abogadis:

Conozca nuestro trabajo. Profesionales expertos, comprometidos, efectivos, fiables y creativos a su servicio.